Ctra. N-240 (Pamplona-Huesca), 31440 - Lumbier , Navarra (España)Ver mapa Contactar

Contactar

¡Haz tu reserva!

Navarra

Lumbier

Camping Iturbero

Modificar

¡Haz tu reserva!

Tiempo en Lumbier

Hoy

°- °

  • Mañana

    °- °

  • Pasado mañana

    °- °

El Camping Iturbero se encuentra ubicado en un lugar privilegiado para realizar excursiones, visitas culturales e históricas. Ubicado en Lumbier, puerta de entrada al Pirineo Navarro por los Valles de Salazar y Roncal, próximo al Bosque de Irati y a las Reservas Naturales de las foces de Arbayún y Lumbier; en plena naturaleza del Camino de Santiago, cercano al Castillo de Javier, al Monasterio de Leyre...Un territorio cercano y accesible, con encantos por descubrir en distintas épocas del año. Descubrir una naturaleza de contrastes, de paisajes espectaculares, de reservas naturales, de diversidad de fauna y vegetación. Observar los impresionantes roquedos (zonas de nidificación de grandes rapaces), pasear por la inmensidad de los bosques de hayas en su esplendor...Conocer la cultura y la historia, descubrir el encanto de las costumbres, recorrer las rutas de castillo, iglesias, monasterios, monumentos, sumergirnos de lleno en el Camino de Santiago... El Camino de Santiago a su paso por Navarra se halla sembrado de monumentos históricos. En su vía aragonesa, destacan la sorprendente cripta de Leire y la hermosa Santa María la Real de Sangüesa. Por su parte, la ruta que penetra por Valcarlos atraviesa Roncesvalles, donde se puede admirar la Colegiata de Santa María, destacable exponente del gótico francés. La misteriosa iglesia octogonal de Eunate presiente ya la unión de los dos senderos, que finalmente convergen para cruzar juntos el puente románico de Puente la Reina y llegar a Estella, ciudad monumental donde se levantan las iglesias de San Pedro de la Rúa y San Miguel.Monumentales son también el Castillo de Olite, sede de la antigua Corte del Reino de Navarra, la Iglesia-fortaleza de Ujué, el Castillo de Javier, los monasterios de La Oliva, Iranzu e Irache, el Cerco de Artajona y la belleza del arte tudelano, fusión de las culturas hebraica, árabe y cristiana.La excelente ubicación del Camping Iturbero permite practicar actividades de ocio muy diversas. Desarrollar actividades en la naturaleza y deportes al aire libre, como senderismo, montañismo, paseos en bici de monte o a caballo, natación, piragüismo, pesca, vuelos en ultraligero, ala delta o parapente.También realizar excursiones turísticas por lugares de interés cultural o histórico. El Camping Iturbero se encuentra situado en Lumbier, junto a las piscinas municipales, al pie de la Sierra de Leyre y a orillas del río Salazar. Se accede por la carretera N-240 Pamplona-Huesca, tomando a 30 km. de Pamplona la carretera hacia Lumbier y el desvío por la carretera de la foz.

Información general

Coordenadas GPS

Latitud(42.6515,Longitud(-1.30273)

Horario temporada

Dirección

Ctra. N-240 (Pamplona-Huesca), 31440 - Lumbier , Navarra (España)

Lumbier

Navarra

España

Teléfono

+34948880405

Observaciones:

  • Se admiten perros

Servicios generales

Alimentación

  • Restaurante
  • Snack bar
  • Supermercado de camping

Otros servicios

  • Camping gas disponible
  • Cajas fuertes para alquilar
  • Pago con visa
  • Lavacoches
  • Toma agua caravanas
  • Instalaciones recreativas

    Deportes

    • Pista de tenis
    • Alquiler de bicicletas
    • Parque infantil (menores de 12 años)
    • Hipica
    • Tiro con arco

    Animación

    • Sala de recreo
    • TV para uso general

Tamaño y tipo de camping

Tipo de suelo

  • Terreno de césped

Alojamientos

Sanitarios y lavanderia

  • Baños
  • Duchas con agua caliente
  • Lavabos con agua fría
  • Fregadero para lavar platos
  • Fregadero para lavar ropa
  • Lavandería

Parcelas

    Tipo de parcela

    • Muy resguardada

Localización del camping "Camping Iturbero"

Puntos de interes cercanos a Camping Iturbero

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Ermita de Santa María a 35.94 km

    La Ermita de Santa Maria se sitúa al pie del caserío; es románica del S. XII y consta de una nave rectangular con cabecera semicircular, sobresaliendo sus capiteles (parte superior de la columna). En su exterior muestra una portada de medio punto abocinada con tímpano que alberga un crismón.  

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Parroquia de San Pedro a 35.94 km

    La Parroquia de San Pedro de Aibar, románica de mediados del siglo XII, conserva esta portada renacentista en el lado meridional, resultado de la ampliación que sufrió el templo en el siglo XVI. Fue realizada por el maestro Lázaro. Posee un pórtico con un arco de embocadura de medio punto sobre pilastras cajeadas con intradós casetonado y gran florón en cada casetón y está cubierto por una bóveda de cañón con casetones rectangulares lisos. La portada descentrada respecto al pórtico, se enmarca por columnas corintias sobre pedestales cajeados con rombos al frente. Las columnas tienen basa y fuste abocelado en más del primer tercio y sobre ellas descansa un arquitrabe compuesto por tres molduras, un friso decorado con cabezas de serafines enfrentadas dos a dos a excepción del central que está de frente y cornisa formada por dentellones, ovas y dos molduras lisas en la parte superior. Sobre este entablamento va un ático con hornacina entre pilastras cajeadas flanqueado con aletones con roleos, con niños portando el escudo de Aibar; se corona por un frontón triangular que alberga el busto del Padre Eterno y la paloma. La hornacina tiene arco de embocadura casetonado y venera y alberga una escultura pétrea del titular sedente, con tiara, bendiciendo -ha perdido la mano- y con las llaves en la izquierda. La puerta propiamente dicha es de medio punto sobre pilastras cajeadas con la rosca acanalada y cada acanaladura con bocel en el arranque; una ménsula vegetal avolutada se adosa a la clave. En las enjutas, a modo de victorias, se representa la Anunciación, a un lado el ángel con la filacteria con la inscripción AVE MARIA GRATIA PLENA, y los pies sobre cabeza de león alada; al otro lado la Virgen con los pies sobre querubín y con un jarrón con lirios y paloma. Esta portada profusamente decorada con exquisito gusto renacentista puede compararse con la iglesia de Cáseda, obra también del maestro Lázaro. En el pórtico hay una serie de inscripciones; una de ellas alude a la imagen de San Pedro, crucificado boca abajo, que se puede contemplar en la parte alta del retablo, y dice así: Muriendo Pedro al rebes, levantays más vuestra alteza pues que poneys la cabeça donde Dios puso los pies. Otras inscripciones, a desiguales alturas, pero talladas en la piedra, aluden a personas concretas: Pedro de Iribarren. Año 1738, Pedro Aldunate. Año 1794, o Fermín Azanza. Año 1868. Incluso pueden verse pasajes del libro del Eclesiastés: "Dize Dios N. Sr., en la casa del que jura no faltará desventura", "La maldición de la Madre abrasa y destruie de raíz hijos y casa", o "De toda palabra ociosa, darán los hombres cuenta rigorosa".

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Sendero paseo de Rocaforte a 10.76 km

    Sendero de trazado circular que alcanza la cima oriental de la Sierra de Salajones, donde la vista alcanza las cuencas prepirenaicas y los montes de la Merindad de Sangüesa. Los molinos marcan el punto de inflexión de esta ruta que comienza y termina en el Rocaforte medieval. Desde Rocaforte el camino sale por un tramo breve del GR-65 (Camino de Santiago, balizas rojas y blancas) y se asciende a la derecha por el Oratorio de San Bartolomé. Una senda entre campos cultivados y monte bajo alcanza el cresterío de Salajones y el parque eólico. Ya arriba, con la mitad del trayecto andado, se ven desde otra óptica "La vieja Sangüesa", como popularmente se conoce a Rocaforte; el abandonado Oratorio de San Bartolomé, testigo de tantos milagros y de tantas leyendas. Sigue la amplia pista entre los grandes molinos de viento hasta el Collado del Portillo, desde donde desciende entre campos de cultivo hasta cruzar el GR-65 y ascender por un ramal de la Ruta Jacobea hasta la parte alta de Rocaforte por cuyas calles se desciende al principio del recorrido. Este interesante paseo se puede iniciar y acabar en Sangüesa, siguiendo para ello el Camino de Santiago. A destacar el oratorio y la ermita de San Miguel en la localidad de Rocaforte.

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Iglesia de Santa María a 16 km

    Una de las “10 Maravillas de Navarra' Levantada junto al puente sobre el río Aragón da la bienvenida a todo aquél que se acerca a Sangüesa. Monumento Nacional desde 1889 se presenta como de los monumentos más relevantes de Navarra. Su portada está considerada como una de las mejores portadas de románico (arte que predomina en los siglos XI, XII) tardío europeo. Su interior aloja piezas de incalculable valor como la talla gótica (estilo artístico siglos XII-XV) de Nuestra Señora de Rocamador y la Custodia Procesional, una e las más hermosas y antiguas custodias de España. Horarios  y

  • Castillo > Castillo de Javier a 53.6 km

    Visite el Castillo de Javier, lugar de nacimiento de San Francisco de Javier, patrón de las misiones y de Navarra. Cómo llegar: Partimos de San Martín de Unx por la carretera NA-132 dirección Sangüesa y en menos de 30 minutos llegamos a Sanguesa. Tomar la NA-5410 y a 8 Km. Llegamos a Javier. Detalle: San Francisco de Javier, patrón de Navarra y de las misiones nació en este lugar. Este castillo fue construido en el S. X y en el año 1516 fue parcialmente destruido por orden del Cardenal Cisneros. En el año 1223 pertenecía al rey de Aragón y en 1236 pasó a manos del rey de Navarra. En el S. XVI fue propiedad del padre de San Francisco Javier, y en este castillo nació el propio San Francisco Javier, cofundador, junto con San Ignacio de Loyola, de la Compañía de Jesús. Javier es una zona muy frecuentada pues se encuentra muy cerca de la Ruta Jacobea  En el presente, en el mes de marzo  se celebran las llamadas  javieradas, que son peregrinaciones que se hacen hasta esta población navarra. Aquí vienen personas de todas las edades y de cualquier parte de la geografía, por caminos y senderos que proliferan de forma notable en esta zona peninsular. El de Javier es de los pocos castillos que conservan tan completas sus defensas y todas las estructuras que lo componen, como sus troneras y sus saeteras. y esbeltez y se construyó con la misma piedra que se utilizó para el castillo. Junto al castillo, se construyó una iglesia neorrománica con la misma piedra que la del castillo para que no rompiese con la armonía del conjunto.  Se encuentra en buen estado de conservación. En el año 1901 fue restaurado por los duques de Villabello, y convertido en la casa-museo de San Francisco Javier, donde encontramos cuadros de distintas  épocas y todos relacionado con el santo. Se podría ver la habitación de San Francisco Javier. Conserva numerosas obras de arte y documentos históricos. Entre las primeras, una colección de pintura española del S. XV al XX (Murillo, Coello, Carreño, Maella, V. Bécquer, Lucas, R. Madrazo y Salaverria) y otra de kakemonos japoneses del S. XIX, con escenas de la vida de San Francisco Javier. Son destacables también el retablo de alabastro policromado con la Adoración de los Magos, del S. XVI; el San Francisco Javier Agonizando, cera flamenca del S. XVIII y el Cristo Milagroso del S. XIV, rodeado en su capilla de unas pinturas murales que representan el caso extraño de la Danza de la Muerte. Es propiedad de la Compañía de Jesús, y se destina a uso turístico. Fue declarado Bien de Interés Cultural en  1994. Se convirtió en museo en 1986. Puede visitarse todos los días. Más información en el teléfono (948) 88 40 24.   

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Iglesia de Santa María la Real a 16 km

    Alfonso I el Batallador donó el palacio con Sta. María (1131) a los caballeros de San Juan de Jerusalén. Éstos se hicieron cargo del templo ampliándolo para convertirlo en parroquia de la ciudad tal y como lo contemplamos hoy en día. Este templo fue declarado Monumento Nacional el 17 de Enero de 1889. Se levantó a finales del Siglo XI. Formaba parte del Palacio que el rey Sancho Ramírez ordenó construir anexo al puente sobre el Aragón. De hecho era la capilla del Palacio. Tras la relocalidad de Sangüesa la Nueva en 1122, autorizado por el rey Alfonso I el Batallador, en 1131 fue donada, junto al Palacio-Castillo a los Caballeros de San Juan de Jerusalén. Así pues, la capilla del Palacio se convertía en parroquia del nuevo burgo. Del Siglo XI datarían los ábsides de la cabecera del templo. En la segunda etapa, finales del Siglo XII y comienzos del XIII, se estructuraron las naves con cubiertas góticas y la gran portada sur. Finalmente, muy avanzado ya el Siglo XIII o principios del XIV incluso, se erigió la torre octogonal por encima del crucero.  A partir de 1351 pasó este templo a propiedad de la Diócesis de Pamplona. Durante las dos Guerras Carlistas del Siglo XIX sirvió de cuartel fortificado para las tropas liberales del Gobierno, sufrió graves destrozos, sobre todo en los retablos. El 17 de enero de 1889 fue declarada Monumento Nacional, y a partir de 1922 se realizó una completa restauración, tanto del templo en general como de la torre. EXTERIOR:  La cabecera consta de tres ábsides románicos semicirculares. Sigue muy fielmente el modelo de la Catedral de Jaca.  La torre, construida sobre el cimborrio del crucero, es de forma octogonal sobre una base cuadrada y consta de tres pisos. Las almenas por las que está coronada recuerda que este templo estaba situada estratégicamente al lado del cerco amurallado de la ciudad.  La portada, la joya de la joya, es lo más característico y lo más preciado de este excelente templo. Es, según los expertos, una de las obras más interesantes del románico (arte que predomina en los siglos XI, XII) de España. Se formó como consecuencia de la unión de dos portadas distintas, de ahí que su interpretación sea bastante confusa. En ella se diferencian, al menos, dos grandes artistas de la época; el maestro de San Juan de la Peña, que trabaja la zona superior, y el maestro Leodegarius, que trabaja la inferior incluso firmándola. En la portada se representan varios acontecimientos evangélicos y se representan también a personajes de la vida cotidiana medieval. El Juicio Final es, sin duda, el gran tema central de esta portada única. En la zona superior, trabajada por el maestro de San Juan de la Peña, se representan a los apóstoles, a Cristo glorioso,... Sin duda alguna, este templo en su conjunto es una maravilla del románico (arte que predomina en los siglos XI, XII) navarro y español. No se podría explicar con todo detalle cada recoveco y cada piedra en esta web, por eso recomiendo que se informen sobre Santa María la Real de Sangüesa en las oficinas de turismo de Sangüesa y del resto de Navarra, u ojeen tantos y tantos libros espléndidos que se han escrito sobre esta joya, este monumento, este símbolo de Sangüesa. Visitas: Hay visitas guiadas por el interior y exterior del templo, así como recorridos monumentales por toda la ciudad. Como llegar: La iglesia se encuentra en la Calle Mayor, junto al puente de entrada a la ciudad navarra.

  • Castillo > Palacio-Castillo del Príncipe de Viana a 16 km

    Este palacio-castillo tiene remotos orígenes. Ya a finales del Siglo XI Sancho Ramírez construyó allí su castillo heredado después por Alfonso el Batallador. Al separarse Navarra de Aragón (1134) Sangüesa en línea fronteriza se edificó un cerco amurallado cuyo flanco norte estaba defendido por el castillo actual. Dña. Juana en 1344 fue la primera que lo habitó y después fue residencia del rey Carlos II. Este último mandó edificar dos cuerpos horizontales, uno hacia el norte flanqueado por dos torres (conservado hoy en día) y otro hacia el sur (demolido en 1569 para levantar el Ayuntamiento). Los últimos reyes residentes fueron D. Juan y Dña. Catalina El espacio rectangular abierto hacia el Palacio-Castillo fue el antiguo patio de armas, hoy conocida popularmente La Galería. Este Palacio fue construido aprovechando el flanco norte de la muralla y su foso, entre los dos torreones. En 1271 el rey Enrique pasó unos días en Sangüesa, y poco después, en 1280, se habilitó para residencia regia la torre oriental. A comienzos del Siglo XIV se completó con otro Palacio, muy similar al anterior, hacia la Rúa Mayor cerrando así al patio de armas con unas galerías que comunicaban ambos cuerpos del Palacio Real. Doña Juana lo habitó en 1334, pero mucho más importantes fueron las estancias en el Palacio de Carlos II el Malo y el infante Don Luis con motivo de las guerras con la Corona de Aragón, y la de Carlos III y la reina en tiempos ya de paz. En esta fortaleza, la reina Dña. Blanca (esposa de Juan II de Aragón) y su hijo el Príncipe Carlos de Viana, fijaron su corte. En 1445 se celebraron las Cortes Generales del Reyno. Juana Enríquez, segunda mujer de Don Juan II, también residió en este lugar. Cuando se encontraba Dña. Juana en avanzado estado de gestación, no quiso que su hijo naciera en tierras navarras, así pues se trasladó a Sos del Rey Católico, donde nació Fernando el Católico (Palacio de los Sada), aunque otras voces dicen que Dña. Juana no llegó a tierras aragonesas. Muy importante fue también las estancia de los últimos reyes de Navarra; Don Juan de Labrit y Doña Catalina de Foix. Tras la conquista del Reyno de Navarra en 1512, se derribaron algunos castillos navarros, por orden de Cisneros (regente en aquel momento), aunque el de Sangüesa se salvó. Se salvó por servir de guarnición permanente de tropas dispuestas a parar las tentativas de recuperar el Reyno desde los Pirineos. En 1536, la Ciudad de Sangüesa compró el Castillo al rey para hacer Ayuntamiento y plaza por 1.000 ducados de oro. Ese dinero se destinó a la obra de la Ciudadela de Pamplona. En 1570 fue derribada el ala sur para la edificación de la Casa Consistorial. Más tarde fue la Diputación Foral de Navarra quien lo compró en 1949 y fue restaurado a partir de 1982. Lo que nos ha llegado hasta nuestros días de aquel Palacio fronterizo es un cuerpo central de dos plantas, sobre talud, con dos torres cuadradas en cada extremo almenadas y con saeteras (algunas casi a ras de suelo). En el lado que da a la plaza de armas se pueden ver dos puertas apuntadas de ingreso y ventanas dobles rectangulares con parte luz. Hacia la parte norte están los fosos, una puerta adintelada, ventanas similares a las anteriores y una chimenea circula de las muchas que tuvo. En la actualidad, tras una gran restauración, sirve como biblioteca municipal de Sangüesa. Como llegar: El Palacio se encuentra entre la Avenida del Príncipe de Viana y la Plaza del Patio de Armas (conocida en Sangüesa como La Galería). La trasera del Ayuntamiento se encuentra frente a él.

  • Iglesia, capilla, colegiata,ermita > Iglesia de Santiago a 16 km

    Se construyó  con motivo del desarrollo del burgo de Sangüesa. Era la segunda parroquia construida para atender a la nueva zona ampliada. Es destacable en la portada el Santiago peregrino de piedra. Esta escultura es labrada por un escultor sangüesino para honrar a Santiago, ya que el Camino de Santiago pasa por la ciudad de Sangüesa. La edificación de una iglesia fortaleza en el flanco sureste del recinto amurallado de Sangüesa, fue una necesidad prevista en la planificación de la nueva villa. Las obras de edificación de este templo debieron paralizarse por las guerras de Aragón y/o por la falta de dinero, pues los ábsides y la portada principal son de estilo románico (arte que predomina en los siglos XI, XII) tardío y en la época en la que se nombra por primera vez se construía ya muy poco en ese estilo. En época gótica (estilo artístico siglos XII-XV) del Siglo XIII, durante el reinado de Sancho el Fuerte, fueron estructuradas las tres naves y sus apoyos cilíndricos, según un nuevo planteamiento inspirado en iglesias de la Isla de Francia de la región parisina, con independencia o no de lo que también se hacía en Santa María de Roncesvalles por esos años. Varios años posteriormente se terminaría la bóveda de la nave central y el inicio de la torre, que después fue elevada y provista de almenas entrado ya el Siglo XIV. Este templo era la principal de la villa y Cabeza del Arciprestazgo de Aibar y su párroco poseía el título de abad. Durante las guerras del S. XIX, Santiago sufrió los desastrosos efectos de aquello. Fue, sobre todo, durante la Segunda Guerra Carlista cuando más sufrió, pues en ella se sitió el cuartel de las tropas del Gobierno en agosto de 1875. El aspecto actual se debe a la restauración de 1966: apertura de los ábsides laterales, reforma del central y eliminación del sobrecoro y revoco de los muros. Del exterior cabe destacar la fachada principal, muy alterada por las constantes restauraciones. La portada es de medio punto compuesta por arcos apoyados en tres columnas a cada lado. El tímpano, apoyado sobre ménsulas animalísticas, perdió su decoración primitiva y, a finales del S. XVI, adosaron la imagen de Santiago en piedra policromada, con los atuendos de peregrino apoyados sobre una concha dorada. Es obra muy probable de Adrián de Almándoz, escultor sangüesino. A los lados del Santo se pintaron dos peregrinos arrodillados rezándole. Fue declarada Monumento Histórico Artístico por Orden Ministerial del 30 de octubre de 1977. Visitas: Se podría visitar junto a la guía de la Oficina de Turismo (en la Calle Mayor, frente a Sta. María la Real) o también antes, durante y posteriormente de cada misa que se celebra en ella. Como llegar: La iglesia de Santiago se encuentra en la plaza a la que da nombre. Si se está en la Calle Mayor sólo hay que acceder por la Calle Santiago que lleva hasta este templo. Frente a Santiago se encuentra el antiguo Hospital de Peregrinos, hoy Casa Parroquial.

  • Edificio > Portal de Carajeas a 16 km

    Al terminar la calle Población (oficialmente Enrique de Labrit) se ubica restos de lo que era el Portal de la Tajadera o de la Población, llamado así por el rastrillo de hierro que cerraba el arco impidiendo el ingreso a la villa. Pero este arco es más conocido por Arco de Carajeas que fue trasladado de su lugar de origen al Paseo de Cantolagua por la ampliación de la calle Población. Recientemente se ha trasladado a una rotonda situada a poco metros de su lugar original. En 1122, Alfonso El Batallador otorgó un fuero para el asentamiento de localidad entre el puente sobre el río Aragón y el palacio real de Sancho Ramírez. En los siguientes años de paz y prosperidad se fue configurando el plano urbanístico del conjunto histórico de Sangüesa (declarado Bien de Interés Cultural por la Institución Príncipe de Viana). En la segunda mitad del S. XIII el caserío crece hacia el suroeste en el barrio de la Población, que se levanta alrededor de la iglesia de San Salvador. En la ampliación de la muralla que cerraba este nuevo barrio fue levantado el Portal de “Carajeas”. Estos son los restos que se conservan del Arco, denominado también de “La Tajadera”, por la “taja” o rastrillo de hierro que cerraba el arco impidiendo el ingreso a la villa. Hoy es un símbolo de la Sangüesa histórica: protegía a sus vecinos porque servía de cierre del muro; era el paso aduanero obligado para los comerciantes y viajantes que acudían a la ciudad a formalizar sus tratos y ventas desde el vecino Reino de Aragón y, especialmente, acogía a numerosos viajeros y peregrinos que habían cruzado el río Aragón a su paso por Tiermas y Undués de Lerda para descansar en alguno de los muchos hospitales que albergaba entonces Sangüesa. A finales de la década de 1970 fue trasladado, en una desafortunada remodelación urbanística a orillas del río Aragón y allí permaneció olvidado durante casi treinta años. En 2004, primer año Santo Jacobeo del milenio, es devuelto a su lugar original para que permanezca en la memoria de todos los sangüesinos y sangüesinas como testigo mudo de la historia de la ciudad y símbolo del talante hospitalario de sus gentes. Como llegar: Este arco se encuentra muy cerca del Convento del Carmen, al finalizar la Calle Enrique de Labrit (recorrido del encierro). Esta calle comienza en la Plaza de San Salvador, donde se encuentra el templo del mismo nombre.

  • Monasterio, convento > Convento del Carmen a 16 km

    Los carmelitas se instalaron en Sangüesa en 1225 en la zona de la ermita de la Nora (fuera de los muros de la villa)llamada así por la existencia de una noria en el río Aragón. Este lugar fue destruido durante la guarra contra Castilla y en 1380 el Papa Clemente VII autoriza al traslado del convento al interior de la localidad. El 5 de Mayo de 1388 se llevó a cabo el traslado al nuevo convento próximo a la parroquia de San Salvador. Durante  el Siglo XVII se remodeló levantándose un piso sobre el claustro (patio cuadrangular con una galería porticada)gótico (estilo artístico siglos XII-XV). Tras la desamortización pasó en 1886 a ser Hospital Municipal y tras la nueva restauración funciona como escuela de música. Detalle: Este convento tiene como antecedente el eremitorio erigido por los Carmelitas al otro lado del puente sobre el Aragón, ermita de Nuestra Señora de la Nora. La fundación se remonta hacia 1225, pero por motivos de estrategia en tiempos de guerra los frailes se trasladaron en 1380 intramuros de la villa, en donde edificaron su convento en el Barrio de La Población, junto a la muralla. En esta iglesia existe una cripta en la que fueron enterrados algunos condes de Javier y sus familiares. Durante la Francesada sirvió de cuartel y en 1835 fueron los frailes exclaustrados; después fue destinado el convento a hospital y centro de enseñanza. Hoy alberga el Conservatorio de Música 'Juan Francés de Iribarren'. La iglesia es de estilo gótico, s. XIV, tiene planta rectangular y cabecera plana hacia el oeste, primitivamente la tuvo hacia el este. Su única nave de seis tramos va cubierta con bóbeda de cañón apuntado sobre arcos transversales apoyados en ménsulas. A los pies se levantaba el coro. A ambos lados se abrieron seis capillas durante el s. XVI. La portada gótica (estilo artístico siglos XII-XV) de medio punto consta de seis arcos sobre columnillas provistas de capiteles (parte superior de la columna) corridos con hermosas escenas: la Anunciación, Nacimiento, Huída de Egipto y Epifanía a la izquierda; dos frailes, follaje, escudo de Navarra y personajes luchando a la derecha. La fachada del convento tiene puerta de acceso y ventanitas geminadas con arcos conopiales y ostenta un escudo barroco del Carmelo. Hoy día la iglesia, tras una importante remodelación, sirve a la Ciudad de Sangüesa como auditorio. De esta manera se le da una utilidad y se dota a Sangüesa de un lugar donde la cultura tenga un hueco. Como llegar: Este convento se encuentra en el Rincón del Carmen, junto a la Calle Enrique de Labrit, muy cerca del Arco de Carajeas y de la iglesia de San Salvador.

Ir hacia arriba